Cambios gratis
para todos los pedidos
Prendas divinas
desde $39.900
Pago contra entrega
pide hoy y paga cuando recibas

Carrie Bradshaw: Un ícono de la moda

Carrie Bradshaw, interpretada por Sarah Jessica Parker en la famosa serie de televisión "Sex and the City", se ha convertido en un verdadero icono de la moda a lo largo del tiempo. Desde su debut en 1998 hasta el lanzamiento de dos películas basadas en la serie en 2008 y 2010, y la secuela de la serie “And just like that”, el personaje de Carrie ha dejado una huella indeleble en la cultura popular y en el mundo de la moda.

Carrie Bradshaw en Sex and the City

Una de las características más distintivas de Carrie es su estilo personal audaz y arriesgado. Ella siempre se destacó por sus combinaciones únicas y su habilidad para mezclar prendas de diseñadores famosos con ropa vintage y accesorios eclécticos. Su amor por los zapatos, en particular los Manolo Blahnik, se convirtió en una parte integral de su identidad en la serie.

Personajes de Sex and the city

Carrie también se adelantó a las tendencias de moda y fue pionera en popularizar ciertos estilos. Desde sus icónicos tutús hasta sus famosos corsés y su habilidad para llevar ropa de noche a la luz del día, Carrie desafió las convenciones y se convirtió en una inspiración para muchas mujeres que buscan expresarse a través de la moda.

Outfits hermosos de Carrie Bradshaw

Además de su estilo único, el personaje de Carrie también inspiró a muchas mujeres con su actitud hacia la moda y la individualidad. A lo largo de la serie, ella defendió la idea de que la moda es una forma de expresión personal, enseñando a las mujeres a abrazar su propia individualidad y a no tener miedo de experimentar con su estilo.

Carrie impuso varias tendencias que continúan siendo relevantes en la moda actual. Estos son algunos de sus looks más memorables:

1. El tutú blanco y el tank top rosado: el outfit que nunca, nunca pasará de moda.

Carrie bradshaw con el famoso outfit del tutú y el tanktop rosado

2. El Little Black dress para conquistarlos a todos. Todo lo que hemos querido en nuestro clóset es un vestido ajustado que se vea tan elegante como este.

Carrie bradshaw con el famoso little black dress

3. El vestido maxi floral de Dolce & Gabbana. No llegó a la pasarela en ese episodio, pero quedó firmemente solidificado en todos nuestros corazones.

Carrie bradshaw con el famoso vestido floral de Dolce & Gabbana

4. El vestido de venganza de Carrie. Este vestido blanco de corte sesgado de Dior es uno de sus looks más atemporales e icónicos.

Carrie bradshaw con el famoso outfit del "vestido de venganza"

5. El sombrero de vaquero rojo, el top de piel de serpiente y la falda de rayas rojas. Puede que haya sido un momento desgarrador en la serie cuando Carrie lució este look, pero nunca lo superaremos.

Carrie bradshaw con el famoso outfit de sombrero de vaquero rojo

6. El vestido de periódico de John Galliano para Christian Dior. Este se ha convertido en una de las prendas más raras y codiciadas en el mundo de la moda.

Carrie bradshaw con el famoso outfit del vestido de periódico

7. La riñonera de Gucci combinada con un conjunto de Prada. Este outfit de los años 50 con toques de los 80 de pies a cabeza es inolvidable.

Carrie bradshaw con el famoso outfit de la riñonera de Gucci

8. El segundo look de tul. Regresando con otro gran momento de tul, este es un clásico look nocturno de Carrie.

Carrie bradshaw con el famoso outfit del tutú de tul

9. El vestido Westwood para la boda cancelada. El vestido que jamás podremos olvidar.

Carrie bradshaw con el famoso outfit del vestido de boda

En resumen, Carrie Bradshaw se ha convertido en un icono de la moda a través del tiempo debido a su estilo arriesgado, su habilidad para adelantarse a las tendencias y su actitud inspiradora hacia la moda y la individualidad. Su influencia ha dejado una marca perdurable en la cultura popular y ha inspirado a mujeres de todo el mundo a abrazar su estilo personal y a expresarse a través de la moda.